martes, 5 de febrero de 2008

EL PUENTING

EL PUENTING

Eso del puenting consiste en subirse a un puente alto, atarse una cuerda larga que tiene un muelle, tirarse al vacío y esperar a que en la caída el muelle actúe y recoja al valiente antes de que llegue al suelo, porque si llega al suelo se acaba su valentía. Es de valientes, qué quieren que les diga, pero a mí no me pillan ni de coña en esos menesteres.

Pongo el puenting de ejemplo porque hace años que llegó la moda de coger una palabra castellana, añadirla el sufijo inglés ing y tener así un palabro nuevo. Puenting: tirarse desde el puente con garantías. Y muchas palabras castellanas pueden adaptarse. Conocíamos, por ejemplo, el ranking, saber qué puesto se ocupa en una lista, o el renting, algo relativo a los coches, o el parking, la primera a la que nos acostumbramos, pero hay otras que no nos sirven aunque nos esforcemos. Es el caso del silling, que podría consistir en estar sentado el mayor tiempo posible en una silla o bien darle a otro con la silla en la cabeza (no dejaría de ser un deporte justificado en algunas ocasiones). El silling sería antecedente del butaking, o sea que en vez de estar en una silla se estaría el mayor tiempo posible en una butaca (un amigo mío ganaría el ranking del butaking).

También tenemos dentro del ranking de actividades valientes el rafting, que debe ser eso de tirarse por los rápidos de un río metido en una canoa. Tampoco me pillarían, y es que en el Arlanzón no se puede practicar ese deporte tanto porque no hay corrientes rápidas como porque si te ven los patos en su territorio te sacan los ojitos. Lástima que a los gitanos se les haya olvidado la receta del pato a la naranja.

Y entre las sedentarias podíamos mencionar el maceting, o sea tirar macetas desde los balcones a los alborotadores de la noche en los fines de semana. O el ermiting, hacer desaparecer ermitas en nuestro municipio sin que se sepa quién practica ese deporte. O el ediling, conseguir plazas de garaje en los parkings del gueto sin soltar ni un eurito. O el caming, que sería lo de camear como paso previo al folling, algo que no precisa de explicación. Como se advierte, hay muchas actividades ing. Bueno, me voy antes de que mis fans (que les tengo) se me den de baja por decir que estoy haciendo el chorring, lo que puede ser cierto. Dedicado a un bloguero que de eso del castellano sabe mucho. Un saluding. Diario de Burgos. 5.2.08

15 comentarios:

mafaldia dijo...

mola mogolloning tus explicaciones acerca del gerundio inglés, a mi tampoco me pillarías en ninguna de esas actividades exciting porque es que no le encuentro diversión en comprobar si se me abre el paracaidas o no, o si la gomita se romperá o no (apliquese a la actividad lúdica que se quiera), el único puenting que me gusta es el próximo de semana santa creo.
Saludos bibliotecarios

blogochentaburgos dijo...

bloging excel: blogear con excelencia, como hace nuestro amigo manzacosas

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Creo que esto del ing va a ser una campaña de cierto banco naranjing. Por cierto, a mí el puenting que más me gusta es el acueducting de la semana de la Constitución, cuando cae bien colacada, quiero decir, oportunamente distribuida en el calendario. Ese deporte no tiene riesgo y la palabra sí es genéticamente muy española.

manzacosas dijo...

Hola, Mafaldia Intrigante eso de la gomita.... Da que pensar.

Hola, blog80, y gracias

Y Pedro, tienes razón. No había caído en la cuenta de que el puente es una institución muy ibérica, pero tén en cuenta que la copiamos en su día de los franceses, que en esto eran unos artistas. Un saludo

Francisco O. Campillo dijo...

El silling es el antecedente pobre del butaking. Es el paso del desarrollismo a la modernidad.
Buen post.

manzacosas dijo...

Hola, Campillo. Me acordé porque mi amigo me comenta que los domingos, ya a las 4 de la tarde, se pone el pijama, una bebida espirutuosa, se sienta en la butaca y se ve todas las actividades deportivas de la tele. Los lunes me dice que está muy cansaco de tanto deporte. Real como la vida misma. Un saludo

Blogofago dijo...

Se le olvido el blogging amigo...

Caelio dijo...

qué bueno, Manza.
Creo que he practicado todas las actividades que mencionas acabadas en -ing, menos la de ediling, que tampoco tengo mucho interés en practicarlo, se necesita ser un jeta y haber practicado antes el jeting.

Si el blogero homenajeado es el que yo creo, me uno al homenaje.

manzacosas dijo...

Hola, Caelio. Pues sí, tiene razón en lo del jeting asociado al ediling, pero te juro que por una plaza de garaje gratis en el Agujerito del Gueto sería capaz hasta de apuntarme. También tienes razón en lo del honenajeado. Es quien piensas. Un saludo

manzacosas dijo...

Pues sí, Blogófago, se me olvidó el blogging, pero es que esto es mucho más moderno y yo soy antiguo. Qué le vamos a hacer. Un saludo

Philadelphia dijo...

El rafting, algo que recomiendo, consiste en lo que bien has dicho, salvo que viene de raft, que es esa barca que se utiliza en esta actividad, y esa palabra sí viene del inglés.

Mme Pommier dijo...

Así al menos no compro el Diario de Burgos, el artículo que más me gusta es el de los parking gratuitos. Hay que ver en lo que se van nuestros impuestos. Son divertidos tus artículos y se ve que tienes tiempo.

manzacosas dijo...

Hola. Gracias por leerme. Se agradece saber que hay gente interesada en los temas, y si los encuentras divertido, mejor. La verdad es que me divierto escribiendo. Un saludo

manzacosas dijo...

Hola. Pues tendrás razón, pero como no tengo ni puñetera idea de inglés, pues así me lo paso muy bien.

No soy Job dijo...

Pues es verdad que coincidimos ¡Y juro que no habia leido esta entrada antes de escribir la mia! Saludos